domingo, 20 de abril de 2014

Baño caliente

   Es una pena que ya no haya bañera en casa, pocas cosas me relajan más que un baño. Meterme en el agua hirviendo y "quedarme traspuesta"; el nirvana debe ser algo semejante. Como decía, es una pena que no pueda disfrutar de esta experiencia más a menudo, aunque supongo que también es más "ecofriendly" tener ducha. Tengo que confesar, si bien, que no hay vez que vaya a un hotel que no aproveche la bañera y el aislamiento que ofrece. Muy recientemente he vuelto a aprovechar la ocasión para fundirme con el agua, desconectando de todo. Ese mágico momento en que el agua te cubre por completo las piernas cruzadas, metes la cabeza bajo agua escuchando el pulso en los oídos y los dedos se te arrugan de placer...

   Independientemente de que lo acompañe con música o no, un buen baño tiene dos principales efectos sobre mí (más allá de la profunda relajación que me proporciona):

  1. Normalmente soy de tener la tensión baja, así tengo que tener cuidado porque como me quede mucho tiempo en el agua caliente me "amanglo" demasiado. A veces me da un poco de sustillo y todo.
  2. Me parece super erótico... Sobra decir que los baños compartidos son un "lujo" especial.

Un abrazo compañer@s.






4 comentarios:

  1. Solo te diré que me has hecho sonreir :) quién pudiera darse baños en soledad o en compañía. Buen inicio de semana!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejejeje lo mismo te deseo guapísima. Un abrazo, OV.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. veo por dónde van tus risas pillina jajaja Un abrazo guapa!

      Eliminar

Dime qué piensas ^^

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...